Enfrentar el hambre, movilización en la 9 de Julio
Esteban “Gringo” Castro, el titular de la CTEP, explicó que la protesta está centrada en conseguir respuestas para la emergencia. Por ejemplo, este viernes va a reunirse el Consejo del Salario para definir el nuevo monto del salario mínimo, vital y móvil. De él depende cuánto subirá el salario social complementario, que cobran los integrantes de las cooperativas sociales, con un piso de la mitad de un salario mínimo.

Nosotros el 30 queremos estar sentados en la silla donde se discute el salario mínimo. Nadie en Argentina puede ganar menos que una canasta básica. Nadie nos va a robar la dignidad, vamos a pelear hasta el final

“El salario social no es un plan, sino el complemento salarial que necesita un sector de nuestro pueblo que no está trabajando el marco de la formalidad, pero que trabaja. Tenemos miles de compañeros, sobre todo mujeres, sosteniendo comedores y merenderos. Le están salvando la vida a miles de chicos a los que les dan de comer todos los días, y sólo algunas de nuestras compañeras perciben esos 7500 pesos. Mientras tanto, en un país que produce 400 millones de alimentos los grandes exportadores ni siquiera tienen que rendir las divisas acá; no son capaces de garantizar la alimentación para nuestro pueblo”, señaló Castro.

Fuente Radio Riachuelo: https://twitter.com/fmriachuelo/status/1166746070992465920; CTEP PRENSA: https://twitter.com/i/status/1166748851669295105

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *